Asociación Rural del Paraguay

El porvernir de la patria está en el campo

Destacadas

ARP busca dotar de tecnología y asistencia técnica a pequeños tenedores de ganado

Se trata del Plan de Aumento de la Tasa de Procreo, iniciativa público-privada que generará grandes beneficios para el país.

MARIANO ROQUE ALONSO, (ARP)-- Un promedio de 5.000 pequeños tenedores de ganado vacuno acceden cada año a la cadena de valor ganadera.

Se trata de una estadística no menor, que revela la importancia del rubro en el sector rural, aunque enfrenta la necesidad de mayor atención a la tecnología y la asistencia técnica para colocarse a la altura de la ganadería competitiva practicada por las diversas razas.

Este es un desafío para la iniciativa público-privada, que este año imprime aceleración al “Plan de Aumento de la Tasa de Procreo” implementado a partir del 2011 por la Asociación Rural del Paraguay (ARP).

“En este punto, cabe señalar la necesidad del aumento de la tasa de procreo, que apunta a aplicar tecnología y conocimiento, lo cual no necesariamente significa una inversión alta en términos financieros, pero sí altos impactos en términos de beneficios que recibe ese pequeño productor”, afirmó el Dr. Marcos Medina, Viceministro de Ganadería.

Tras señalar las ventajas del programa en mención, dijo que por ello mismo fue adoptado por el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), como parte de sus acciones estratégicas.

“Ha tenido sus altas y bajas, pero es un programa que funciona, incluso sin intervención oficial, y lo fundamental es que genera beneficios para el pequeño productor con la venta de terneros”, recalcó.

“El programa está en funcionamiento, y va seguir funcionando, pero con una estructura como la que estamos impulsando puede generar impacto en menor tiempo, que tiene que ver con mayores ingresos, porque al aumentar la cantidad de terneros estamos mejorando los ingresos a los pequeños tenedores”, sostuvo el Dr. Medina.

Agregó que un tenedor de ganado que vende solo dos desmamantes por año queda fuera de la pobreza extrema, por lo que esa pequeña actividad pecuaria que realiza genera inclusividad en la cadena de valor.

“Por cada 70 terneros que se producen demás en la cadena de valor, se genera un puesto de trabajo en algún lugar del país”, añadió el vicesecretario de Estado.

Explicó que este hecho hace que a través del programa originado en la ARP se pueda generar un importante impacto, en el sentido de demostrar que las oportunidades producidas en la cadena de valor ganadera alcanzan a todos.

“Estamos hablando de una cadena enormemente inclusiva, donde el que tiene 1.000 ayuda al que tiene 1”, graficó el Dr. Medina.

Indicó que el Viceministerio de Ganadería y la ARP trabajan conjuntamente en la transferencia de tecnología al pequeño tenedor, “donde el retorno por cada guaraní o dólar invertido va ser uno de los más importantes en términos de inversiones que podamos hacer en la cadena de valor”, expresó.

“La idea es sumar en esta alianza público-privada, donde tenemos el apoyo cercano del IICA y del CAF (Crédito Andino de Fomento), y nos gustaría vincularlo a través de este programa, en el sentido de poner en práctica una política pública que apunte a generar un impacto positivo en la siguiente generación de paraguayos”, puntualizó el Dr. Medina.