Asociación Rural del Paraguay

El porvenir de la patria está en el campo

Destacadas

La ARP considera vital hacer sustentable la entrada de agua del Pilcomayo por la segunda embocadura

Falta de trabajos en el lado argentino transfieren a Paraguay la obligación de invertir esfuerzos y recursos para sustentar la vida en la amplia región chaqueña, evitando los cíclicos perjuicios.

MARIANO ROQUE ALONSO, (ARP)-- La Asociación Rural del Paraguay considera que un factor clave para lograr la anhelada entrada permanente de agua del río Pilcomayo a territorio paraguayo en el Chaco, es dar a la segunda embocadura un trato preferencial en cuanto al despeje de sedimentos y obras complementarias, que son vitales para el sostenimiento del proyecto y para la seguridad de vida de las poblaciones circundantes, la producción y la rica biodiversidad de la amplia región chaqueña, afirmó el Dr. Eusebio Manuel Cardozo, representante de la ARP ante la oficial Comisión del Pilcomayo.

Destacó que esta segunda embocadura se encuentra dentro de territorio paraguayo, y tiene la ventaja comparativa de que está ubicada en un sector con pendiente favorable hacia nuestro país que favorece el discurrimiento de las aguas de manera natural, por impulso de la gravedad.

“Este hecho también impide la formación de bancos de tierra, arena o sedimentos orgánicos como secuela de la colmatación –como ocurre con frecuencia en la zona de la primera embocadura- y de esa forma tenemos la esperanza de que terminen por fin los quebrantos y perjuicios de cada año por la falta de agua en la parte del río que corresponde a nuestro país”, recalcó.

Apoyado en un mapa satelital, hizo una evaluación sobre la situación actualizada del río y aclaró que persiste la preocupación debido a la colmatación del cauce hídrico por la carencia de mantenimiento, la falta de reparación de sendas dragas averiadas, trabajos que no se hicieron durante la gestión anterior de la Comisión del Pilcomayo e incluso problemas surgidos a nivel del personal que opera en el lugar, específicamente contratistas.

El Dr. Cardozo pintó un cuadro no alentador para el próximo verano paraguayo, debido a que, según sostiene, los sedimentos acumulados en el lado argentino provocarán con seguridad inundaciones en el lado paraguayo.

“Para nosotros, es lógico deducir que con los problemas económicos que enfrenta la Argentina no extrañaría que carezca de recursos suficientes para limpiar el cauce colmatado, quedando entonces a cargo de nuestras autoridades encontrar la respuesta adecuada a la demanda de las poblaciones y los productores del lado paraguayo”, puntualizó.

Por su parte, el nuevo Director de la Comisión del Pilcomayo, Ing. Arturo Niedhammer, destacó la importancia de trabajar en unidad de espíritu y recursos para dotar de agua permanente al Chaco, aunque declaró que “siempre se ha trabajado tarde” debido a la burocracia y otros factores vinculantes.

El técnico, que reemplaza en el cargo al Arq. Ricardo Riego Volpe, apuntó específicamente al tema de la licitación para las obras a ser realizadas en el Pilcomayo y sectores ribereños, a más de otro tipo de inconvenientes relacionados con la organización, la fiscalización y la transparencia.

Por otro lado, el Ing. Niedhammer destacó que las aguas han llegado exitosamente este año a la zona de General Díaz, en medio de la expectativa latente y el clamor generalizado de que siempre se cuente en la zona con el líquido vital.