Asociación Rural del Paraguay

El porvenir de la patria está en el campo

Noticias Institucionales

"No queremos ser carperos"

Trabajar, producir y tener una vida digna es la consigna.

 

Los productors de Yasy Cañy que acudieron a la convocatoria de la ARP, el MAG, el BNF y empresarios productores de leche no se anduvieron con rodeos a la hora de explicar su verdadero espíritu de trabajo.  Con los limitados recursos de que disponen, se levantan a la madrugada y, provistos de una dinámica ejemplar se arremangan y ponen manos a la obra para obtener leche fresca y pura de su tambo familiar.Cipriano Barrios es un ejemplo de este temple. La ayuda de su esposa la considera importante para obtener beneficios máximos e incluso valor agregado al que le dan diversos usos en la dieta diaria así como en la elaboración de alimentos para el consumo y la venta.

Barrios dice que el trabajo exige sacrificio, esfuerzo y muchos riesgos. “Creo que, al final, todo tiene su recompensa”, afirma al señalar que la persona que no trabaja no tiene derecho a reclamar una vida digna. Aludió explícitamente a los denominados “carperos” y dijo que no quiere entrar en la polémica de cuestionar la situación en que se encuentra ese tipo de gente, aunque aclaró que “seguramente están en necesidad porque algo falló o se hizo mal”.

“Nosotros no queremos estar en la situación y la condición de los carperos, por eso nos sacrificamos y pedimos ayuda a diversos organismos públicos y privados para que podamos trabajar, producir y tener una vida digna y segura con producción sostenida y sustentable”, precisó.
Barrios pidió también asistencia para el tema de la comercialización, con el objetivo de encontrar la manera de ofertar la producción a buen precio, con calidad y sanidad, tarea en la cual encuentran respuesta de la gestión público-privada.
A manera de despedida, insistió en que los productores organizados quieren trabajar, producir y mejorar su nivel de vida.
“En nuestra comisión, nadie quiere pedir dinero por el solo hecho de pedir, como hace mucha gente; nosotros queremos rubro limpio para trabajar y obtener resultado a nuestro esfuerzo”, declaró.
Dijo que lo peor que les puede pasar es engrosar la lista de personas que acuden a la capital a instalarse en las plazas, pidiendo limosna y dependiendo de la caridad.
Tampoco quieren ser “carperos”, que viven en permanente conflicto, creando zozobra y haciendo pasar penurias a sus familias.
“Hay muchas opciones para salir de la pobreza. Solo falta tener voluntad y, fundamentalmente, esforzarse, sacrificarse y sudar mucho porque nada es gratis en la vida. Todo tiene su precio, y también su premio”, apuntó Cipriano Barrios.